Paulo Mendes da Rocha (1928–2021)

John Hill
25. mayo 2021
Paulo Mendes da Rocha recibe el León de Oro a la Trayectoria en la Bienal de Arquitectura de Venecia 2016. (Foto: John Hill / World-Architects)

El gran arquitecto brasileño Paulo Mendes da Rocha falleció el domingo 23 de mayo a la edad de 92 años. Apenas una semana antes había sido nombrado ganador de la Medalla de Oro de la UIA (Unión Internacional de Arquitectos), que habría recibido en la pospuesta UIA2021RIO de julio.

La muerte de Mendes da Rocha, según informó ArchDaily, se debió a un cáncer de pulmón, después de que el arquitecto fuera hospitalizado en São Paulo,ciudad con la que se le identificó durante su dilatada carrera. Mendes da Rocha estableció allí su estudio en 1955 y tres años después, a la edad de 30 años, ganó una importante concurso para el Gimnasio Paulistano Athletic Club de São Paulo. Su primera obra maestra, el edificio con forma de platillo rodeado por una explanada definiría gran parte de su posterior arquitectura : atrevidas estructuras de hormigón y acero con gran atención a los espacios públicos.

Una década más tarde, su desafío estructural se mostró a una audiencia más amplia, con el Pabellón de Brasil en la Expo '70 en Osaka, Japón. Un enorme techo de hormigón anclado en solo tres puntos y en voladizo sobre un plano ondulado con un espacio de exposición subterráneo. En el momento del encargo, al arquitecto, con una ideología de izquierdas, se le prohibió ejercer la arquitectura y la enseñanza en Brasil, después de la dictadura de derechas impuesta por el golpe militar en 1964. Es por este motivo que muchas de las obras maestras tardías del arquitecto siguieron a la caída de la dictadura dos décadas más tarde, incluidos el Museo Brasileño de Escultura (MuBE), la Tienda Forma y la Remodelación de la Plaza del Patriarca y el Paso elevado del Viaduto do Chá, todos construidos en São Paulo a fines de la década de 1980 y principios de la de 1990.

Otro proyecto, la Pinacoteca do Estado de São Paulo, le valió a Mendes da Rocha el premio Mies van der Rohe de Arquitectura Latinoamericana en 2000, uno de los muchos premios otorgados al célebre arquitecto. Otros honores incluyen el Premio de Arquitectura Pritzker 2006 (el segundo arquitecto brasileño en ganarlo, después de Oscar Niemeyer en 1988), el Praemium Imperiale y el León de Oro a la Trayectoria, ambos en 2016, y la Medalla Real de Oro 2017 de RIBA.

El año pasado se anunció que el enorme archivo de Mendes da Rocha de alrededor de 10.000 dibujos, maquetas y otros objetos iría a la Casa da Architectura en Matosinhos, Portugal. Ese país alberga uno de los pocos edificios del arquitecto fuera de su Brasil natal: el Museu Nacional dos Coches, diseñado por Mendes da Rocha con MMBB arquitetos de São Paulo y Bak Gordon Arquitectos de Lisboa. El edificio se completó en 2012 pero no abrió hasta 2015, lo que lo convierte en uno de los últimos edificios del gran arquitecto.

La muerte de Mendes da Rocha, según informó ArchDaily, se debió a un cáncer de pulmón, después de que el arquitecto fuera hospitalizado en São Paulo,ciudad con la que se le identificó durante su dilatada carrera. Mendes da Rocha estableció allí su estudio en 1955 y tres años después, a la edad de 30 años, ganó una importante concurso para el Gimnasio Paulistano Athletic Club de São Paulo. Su primera obra maestra, el edificio con forma de platillo rodeado por una explanada definiría gran parte de su posterior arquitectura : atrevidas estructuras de hormigón y acero con gran atención a los espacios públicos.

Una década más tarde, su desafío estructural se mostró a una audiencia más amplia, con el Pabellón de Brasil en la Expo '70 en Osaka, Japón. Un enorme techo de hormigón anclado en solo tres puntos y en voladizo sobre un plano ondulado con un espacio de exposición subterráneo. En el momento del encargo, al arquitecto, con una ideología de izquierdas, se le prohibió ejercer la arquitectura y la enseñanza en Brasil, después de la dictadura de derechas impuesta por el golpe militar en 1964. Es por este motivo que muchas de las obras maestras tardías del arquitecto siguieron a la caída de la dictadura dos décadas más tarde, incluidos el Museo Brasileño de Escultura (MuBE), la Tienda Forma y la Remodelación de la Plaza del Patriarca y el Paso elevado del Viaduto do Chá, todos construidos en São Paulo a fines de la década de 1980 y principios de la de 1990.

Otro proyecto, la Pinacoteca do Estado de São Paulo, le valió a Mendes da Rocha el premio Mies van der Rohe de Arquitectura Latinoamericana en 2000, uno de los muchos premios otorgados al célebre arquitecto. Otros honores incluyen el Premio de Arquitectura Pritzker 2006 (el segundo arquitecto brasileño en ganarlo, después de Oscar Niemeyer en 1988), el Praemium Imperiale y el León de Oro a la Trayectoria, ambos en 2016, y la Medalla Real de Oro 2017 de RIBA.

El año pasado se anunció que el enorme archivo de Mendes da Rocha de alrededor de 10.000 dibujos, maquetas y otros objetos iría a la Casa da Architectura en Matosinhos, Portugal. Ese país alberga uno de los pocos edificios del arquitecto fuera de su Brasil natal: el Museu Nacional dos Coches, diseñado por Mendes da Rocha con MMBB arquitetos de São Paulo y Bak Gordon Arquitectos de Lisboa. El edificio se completó en 2012 pero no abrió hasta 2015, lo que lo convierte en uno de los últimos edificios del gran arquitecto.

Artículos relacionados

Otros artículos de esta categoría